El Presidente de AMEU denuncia en un artículo la discriminación que los melillenses sufrimos en la UGR

Publicado: 7 mayo, 2005 en 2 - Noticias sobre las reivindicaciones

¿Por qué nos tratan en la Universidad de Granada como apestados?

Desde la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios queremos denunciar públicamente el desprecio con que muchos ceutíes y melillenses nos sentimos tratados en la Universidad de Granada, ya no solo debido a que no nos consideran ciudadanos españoles en multitud de asignaturas de la UGR, sino a que profesores universitarios se niegan a explicar las Ciudades Autónomas por considerarnos “una situación colonial insostenible en el S.XXI, como Gibraltar” y ante nuestras quejas considerar que no tenemos derechos a quejarnos, ya que “pagamos muchos menos impuestos que el resto de los españoles“.
Esta actitud provoca una gran perplejidad en nosotros, ya que no entendemos que si un Ceutí o un Melillense quieren conocer la realidad institucional, legal y política de su autonomía, no tenga derecho a estudiarla en su propia Universidad. Si queremos conocer el funcionamiento de las Ciudades Autónomas ¿Tenemos que irnos hasta Galicia o hasta la Complutense? Lo siento pero no, los melillenses y ceutíes que no somos ricos y no podemos irnos a estudiar hasta Madrid, tenemos que tener derecho a que nuestras autonomías se nos expliquen en la Universidad de Granada, ya que no podemos olvidar que las Ciudades Autónomas no tenemos universidad propia, solo contamos con la de Granada, tal y como recoge el artículo dos de los Estatutos de esta, que afirma que esta lo es de Granada, Ceuta y Melilla, por lo que no podemos permitir que parte del profesorado de la Universidad suprima deliberadamente a Ceuta y Melilla como parte de la realidad social, política, institucional, que es España, y negándose a explicarnos por considerarnos una parte “irrelevante y prescindible” de nuestro país.
Yo, José Valdivieso, he tenido que aguantar en mi clase que un profesor dijera que “el colmo de una mujer es estar casada con un militar, tener tres hijos y vivir en Melilla“. Seremos tal vez unos bichos raros, pero desde la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios no consideramos, ni mucho menos, ningún colmo el estar casada con una persona que dedica su vida a la defensa de España y los españoles, así como tampoco el tener tres hijos, sino un orgullo, al igual que el ser de Melilla. Lo que si que es el colmo de una persona es el permitirse realizar afirmaciones como esa en una Universidad Pública, que para remate lo es de Melilla, la ciudad “maldita”.


Muchos melillenses y ceutíes, continuamente en las clases tenemos que estar recordando que en España no hay 50 circunscripciones electorales para la elección del Congreso de los Diputados, sino 52, o que la circunscripción en la que menos diputados se eligen son Soria, Teruel. ¡Lo siento pero no! Son Ceuta y Melilla, eligiéndose solamente un diputado en cada una de las ciudades.
En mi caso, siempre he levantado y levanto la mano, consiguiendo que los profesores rectifiquen, pero el colmo llegó hace un mes, ocasión en la cual mi profesor de Ciencia de la Administración omitió a nuestras ciudades en la explicación del Estado Autonómico, por lo que le pedí que también explicase Ceuta y Melilla, como la decimoctava y decimonovena autonomías que somos, pero éste se niega, ya que para él somos una parte “irrelevante y prescindible” de nuestro país, a diferencia de Cataluña o Andalucía, y que no tenemos derecho a quejarnos, porque pagamos muchos menos impuestos que el resto de los españoles.
Con estos comentarios nuestra paciencia y conformismo han superado el límite tolerable. Estamos muy cansados y a mí me da rabia tener que ser diariamente el defensor de las Ciudades Autónomas en cada una de las asignaturas, por lo que en esta ocasión desde la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios estamos dispuestos a llegar hasta donde haga falta, a liderar el que Ceutíes y Melillenses seamos tratados y considerados españoles de segunda categoría, porque no queremos que ningún paisano nuestro tenga que volver a sufrir el sentirse marginado por vivir en la España continental africana.
Si no conseguimos que en las aulas se nos explique como lo que somos, el resto de españoles no tendrán claro que nosotros también lo somos o seguirán sin colocarnos en lo mapas de España y de la UE cuando haya un referéndum, por ejemplo.
Creemos que tampoco pedimos tanto. Solamente decimos que si los melillenses y ceutíes no le faltamos al respeto a nadie que, por favor, tampoco nos lo falten a nosotros. Y por supuesto pedimos, y en consecuencia hasta el momento hemos presentado dos propuestas en el Departamento de Sociología y en el de Ciencia Políticas y de la Administración de la UGR, de inclusión obligatoria de Ceuta y Melilla en los planes docentes de las asignaturas, obteniendo un resultado favorable a nuestra propuesta en el de Sociología y una negación en rotundo por parte del Departamento de Políticas ¿Pero tanto pedimos? La respuesta ante actitudes como ésta, ha de se el que todos los ceutíes y melillenses nos unamos contra los que nos discriminan y marginan, porque la unión hace la fuerza. Debido a esto, ayer llamé al Consejero de Presidencia de Melilla y a la Consejera de Educación de la Ciudad Autónoma de Ceuta para informarles, y así hacerle saber de primera mano, el trato discriminatorio que padecemos.
Con el señor El Barkani, al estar reunido, no he tenido posibilidad de hablar con él, pero si con la Excelentísima Consejera de Educación de Ceuta, a la cual queremos agradecer públicamente la comprensión, apoyo moral y ánimo mostrado, comprometiéndose a hacer todo lo que esté en su mano para que a melillenses y ceutíes se nos trate como lo que somos, españoles de primera, aunque con las manos atadas en parte, por carecer nuestras ciudades de las competencias universitarias, a pesar de lo cual estamos convencidos de que su persona luchará por nuestra causa.
Sinceramente Consejera, muchas gracias por su apoyo, el cual nos resulta muy reconfortante, y le pido públicamente, así como en privado lo he hecho, que el Ejecutivo ceutí, del cual usted forma parte, no desista de la aspiración de conversión de nuestras ciudades en Comunidades Autónomas, ya que la consideramos la mejor forma de que nadie puede volver a marginarnos. Cuenten con nuestro apoyo para alcanzar el rango de Comunidad y por favor sigan trabajando en este sentido.
Y por último, pedirles a todos los Ceutíes y Melillenses que no se dejen avasallar por los que cuestionan parte de nuestra esencia, como es nuestra indiscutible españolidad. Caminemos juntas las ciudades hermanas en el camino de la consecución de la plena equiparación de Ceuta y Melilla, y así venceremos ¡Ánimo y a luchar por nuestra igualdad!

José Valdivieso-Morquecho Marmolejo
Presidente de la Asociación Melillense de Estudiantes Universitarios.

Los comentarios están cerrados.